Fernando Torres se merienda al City

El Chelsea vence al Manchester City (2-1) con un recital de Fernando Torres. ‘El Niño’ puso una asistencia y anotó el gol de la victoria en un partido donde lo dio todo. El ‘City’ acaba séptimo y a 6 puntos del líder

Fernando Torres dio un golpe en la mesa esta tarde en Stamford Bridge. ‘El Niño’, que venía de marcar un doblete en Liga de Campeones, vuelve a ver puerta y a darle la victoria a su equipo en un partido complicado, merendándose a la inédita pareja Demichelis-Nastasic. Aportó energía, movilidad y, sobre todo, mucha ‘testiculina’, que fue precisamente lo que le faltó al equipo de Manuel Pellegrini. Su único rival en el día de hoy, Sergio Agüero, estuvo a punto de quitarle el protagonismo al ‘9’ blue. El genial delantero argentino, hoy sin Negredo, marcó un chicharro con la zurda y a punto estuvo de volverlo a hacer si Cech no se hubiera interpuesto en su camino.

Fernando Torres celebra el tanto de la victoria
Fernando Torres celebra el tanto de la victoria

El encuentro tuvo los ingredientes necesarios para acabar denominándose partidazo: intensidad, dos grandes planteles, golazos y remontada. El Manchester City intentó dominar el encuentro como así indica la filosofía de su nuevo entrenador, pero Mourinho simplemente no le dejó. Quizá pecó un poco de conservador el entrenador chileno al guardarse su ‘killer’ con mejor estado de forma en el banquillo, sacando a Javi García en su lugar, pero el Kun supo compensar la balanza.

Primero se adelantaron los locales con un gol de Schürrle en el minuto 32 con una gran jugada de Torres, que le puso el tanto en bandeja. Pudo acabar el Chelsea con un resultado abultado si el español no hubiera fallado un mano a mano clarísimo con Hart y si hubiera entrado el disparo que estrelló en la cruceta, pero los dioses del fútbol ya se encargarían de compensar tal esfuerzo. El Kun avisó en el 41′ de que el partido no sería coser y cantar con un disparo que Cech acertó a despejar. Eso sí, el argentino se tomó su venganza particular en el 48′, viendo como el checo hacía la estatua.

El resto fue pura igualdad. Quizá arriesgó más el ‘City’ por su propia forma de jugar, pero hasta los minutos finales no se decidiría el choque. Nastasic no se entendió con Hart en un balón sin aparente peligro y falló en su cesión con la testa. Torres, el más listo de la clase, lo aprovechó para sonreír, abrir los brazos y correr por la banda de Stamford Bridge sabiéndose ganador e indiscutible MVP. Un superclase.

Twitter: @ProyectoPremier y @feresbec

¡Haz clic para puntuar!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Comments are closed.