El Arsenal se recompone con una gran victoria en casa

El Arsenal se desquita en casa ante el Sunderland (4-1) tras su dura derrota en Champions contra el Bayern. El equipo de Wenger se mostró muy eficaz ante un equipo inoperante que sólo reaccionó cuando perdía por tres goles. Özil no fue ni convocado

 

Poco tardó el Arsenal en desquitarse del varapalo sufrido en la Champions League. Giroud, aún arrepentido por su infidelidad, hizo las paces con la afición metiendo dos goles que serían los cimientos para una plácida tarde en el Emirates Stadium. Ante un rival que no hizo nada y se dejó hacer, el Arsenal volvió a encontrar su juego de toque y velocidad sin un Özil que no fue ni convocado. Es un misterio si se debe a su bajo rendimiento en las últimas semanas con el añadido del penalti fallado ante Neuer, o si únicamente tocaba descansar.

Giroud en el minuto 5 ya puso a su equipo por delante hasta el final del encuentro. Un balón rechazado de una buena pared de Rosicky con Wilshere acabó en sus pies en el punto de penalti para definir a placer.

El Arsenal abusó de su rival con un equipo plagado de jugones (Arteta, Wilshere, Cazorla, Rosicky, Podolski…) hasta el punto de encerrarlos en su campo durante más de 20 minutos.

El Sunderland no hizo más que un intencionado contraataque que acabó en las manos de Szczesny, que solventó con oficio lo poco que tuvo en todo el encuentro.

Vergini hizo gala de la empanada general de su equipo con una peligrosa cesión hacia su portero que Giroud fue el único espabilado en aprovechar. Batió por debajo de las piernas a Mannone y volvió a celebrar su gol de forma tímida, con su infidelidad aún en la cabeza.

El partido quedaría zanjado con un auténtico golazo. Rosicky, Cazorla, Podolski y Giroud participarían en la jugada de la tarde: un lance dinámico y con paredes en el que el checo acabó finalizando con una sutil vaselina ante Mannone.

El Sunderland no tuvo más remedio que salir a salvar su hombría tras el descanso, pero salvo por el ímpetu de Giaccherini no hubo nada destacable. El Arsenal se limitó a esperar con la paciencia del que se sabe infinitamente superior para poner la guinda con el póker de goles. Koscielny remató de forma contundente completamente sólo un córner botado por Cazorla en el que la defensa del Sunderland no hizo más que contemplar la perfecta ejecución del galo.

El mencionado Giaccherini mantuvo el honor con un buen disparo desde lejos y muy ajustado que acabó en las mallas tras un despeje de puños de Szczesny en un libre directo.

El Arsenal no le pierde la pista al Chelsea, que sigue líder, y parece recuperarse un poco tras los recientes varapalos sufridos.

 

Ficha técnica:

Goles: 1-0 Giroud (min. 5); 2-0 Giroud (min. 31); 3-0 Rosicky (min. 42); 4-0 Koscielny (min. 57); 4-1 Giaccherini (min. 81).

ARSENAL: Szczesny; Sagna, Mertesacker, Koscielny (Flamini 67'), Monreal (Jenkinson 46'); Arteta, Wilshere; Cazorla, Rosicky (Gnabry 73'), Podolski; y Giroud.

SUNDERLAND: Mannone; Bardsley, Vergini, O'Shea, Alonso; Johnson (Giaccherini 46'), Ki (Scocco 72'), Bridcutt, Colback, Borini; y Altidore (Larsson 46'). 

 

Twitter: @ProyectoPremier @feresbec

¡Haz clic para puntuar!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Comments are closed.