Hazard y Costa cañonean al Arsenal

Partidazo a todo poder (2-0) en el que el Chelsea demostró su poderío ante un Arsenal que lo intentó de todas las maneras posibles. Tras una feísima entrada de Cahill merecedora de roja, Wenger y Mou tuvieron sus mas y sus menos. Hazard de penalti y Diego Costa hicieron el resto.

Para la afición del Chelsea la vida sigue igual. Si bien el año pasado fueron 6 goles los encajados por Szczesny, este año tan solo fueron dos pero de una bellisima factura. Vayamos por partes. Durante los primeros compases del encuentro el Arsenal demostró que es uno de los mejores equipos de la Premier en cuanto a manejo de balón se refiere. Los de Wenger buscaban hacer daño en la zaga blue mediante posesiones largas, basculando continuamente el campo. La primera acción de trascendencia llegó apenas comenzado el partido cuando en un balón largo de Wilshere a Alexis, el chileno llega tarde y a consecuencia de su inercia choca contra Courtois. El guardameta belga fue atendido durante unos minutos en el césped ya que de primeras había quedado inerte. Minutos después sería sustituido al comenzar a sangrar por el oído. Las últimas informaciones informaron que había sido trasladado al hospital de manera preventiva. Cech se puso su ya legendario casco y la ovación para el checo fue atronadora.

La segunda acción del partido y posiblemente la más bochornosa fue cuando, en el minuto 20, Gary Cahill realizó un tackling de manera atroz sobre Alexis, pudiéndole romper la rodilla. La entrada pudo significar la roja y expulsión directa del internacional inglés. Hasta ahí todo normal hasta que Arsene Wenger cruzó el área técnica, se encaró con Jose Mourinho y le empujó. El colegiado Atkinson amenazó con expulsar a ambos. Minutos después de la trifulca entre ambos y del traslado al hospital de Thibaut Courtois, Hazard se sacó de la chistera un autentico jugadón que supondría la tercera acción de peso del encuentro. El belga, imitando a un esquiador realizando un slalom, dejó atrás a todos los jugadores gunners que se ponían en su trayectoria hasta que Koscielny mordió el anzuelo del "10" blue y lo derribó en el área. La pena máxima la ejecutó con la misma elegancia y nos fuimos al descanso con ventaja por la mínima de los hombres de Jose Mourinho. Destacar también el auténtico partidazo en defensa de hombres como Matic, Oscar o Ivanovic.

Tras la reanudación, el Arsenal se mostró un poco más sólido en ataque, arrinconando peligrosamente a los locales, que solo creaban peligro por medio de Hazard. Incluso se reclamó una posible mano dentro del área de Fábregas, el otrora hijo pródigo gunner, hoy tildado de traidor por los desplazados al Bridge. De hecho parecía que le pesaba el jugar contra su ex-equipo, realizando más tareas defensivas que otros partidos, como si se escondiese. Pero nada más lejos de la realidad. En el minuto 77 se sacó de la chistera un pase magístral para Diego Costa, que pilló desprevenida a la defensa gunner y con una vaselina perfecta puso el finalmente 2 a 0 en el marcador. El Chelsea parece que apea de la lucha por la Premier a un Arsenal que ya está a 9 puntos de los blues, que ha día de hoy son el equipo a batir, sin duda.

¡Haz clic para puntuar!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Comments are closed.