Roberto Martínez, despedido del Everton

Hace casi tres años el Everton anunciaba la contratación de Roberto Martínez como nuevo técnico del equipo de Liverpool. Tras casi tres temporadas completas (no dirigirá al Everton en la última jornada de esta temporada) se confirma que ya no seguirá al frente del equipo.


Llegó a Goodison Park avalado por un buen periplo en un equipo humilde como el Wigan, con quien estuvo cuatro temporadas, logrando la salvación en tres de ellas, y aunque no pudo evitar el descenso a Championship en la última campaña dejó como principal legado la FA Cup de esa temporada, siendo este el único gran trofeo del equipo en toda su historia.

Su primera temporada al frente del Everton fue bastante buena, consiguiendo la clasificación para Europa League al clasificarse en quinta posición, mejorando la sexta posición de la temporada anterior y consiguiendo el objetivo inicial de clasificarse para competiciones europeas. Además dejó una gran impresión, ya que durante el inicio de la campaña logró luchar por meterse en puestos de Champions League, aunque en la recta final de la temporada el equipo se deshinchó. Por estos resultados se ganó la renovación con el club de Liverpool hasta el verano de 2019.

Durante la temporada 2014-15 el equipo no mantuvo el ritmo, y las esperanzas que había depositadas en la plantilla no se cumplieron. Finalizaron la temporada en undécimo puesto, sin tener oportunidades reales de revalidar la clasificación para competiciones europeas. En la UEFA Europa League quedaron primeros en el grupo clasificatorio con rivales importantes como Wolfsburgo o Lille, llegando a alcanzar los octavos de final y siendo eliminados en dicha ronda por el Dinamo de Kiev con un global de 4-6. Aún así la directiva continuó confiando en el técnico español para la presente temporada y siguió al frente del banquillo del Everton.

roberto-martinez
Pero las cosas no mejoraron, y el equipo siguió igual de irregular que la pasada temporada, sin lograr engancharse a los puestos cabeceros de la tabla y sin posibilidades reales de entrar en puestos europeos. Además la afición empezó a ponerse en contra de la permanencia del técnico de Balaguer, mostrando varias pancartas en su último partido frente al Sunderland, en el que se perdió 3-0 y se dio una mala imagen ante un equipo que estaba luchando por la permanencia en la Premier League. En el momento de su despido, el equipo marchaba en la 12ª posición, empeorando incluso el registro de la pasada temporada. También ha pesado su mal papel en Goodinson Park, donde el equipo solo ha logrado cinco victorias, teniendo el peor registro desde que se empezaron a contabilizar las victorias con tres puntos en 1981. Las únicas notas positivas se dieron en la FA Cup y en la Capital One, donde el Everton fue semifinalista siendo eliminado por el Manchester United y por el Manchester City.

Sus números en Premier League se resumen en 43 victorias, 34 empates y 34 derrotas, con 165 goles a favor y 144 en contra.

¡Haz clic para puntuar!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Comments are closed.