Superlíder sin forzar la máquina

El Chelsea venció sin excesivos apuros al West Ham en el Olímpico de Londres (1-2) y mantiene su ventaja de 10 puntos sobre el segundo. Hazard y Diego Costa anotaron los goles de los 'blues', que no necesitaron pisar el acelerador para doblegar a un West Ham de pocos alardes que reaccionó muy tarde con el tanto de Lanzini.

ChelseaWestHamEl Chelsea es tan líder que gana por inercia. Como si recibiera tres puntos por castigo. Muy poco tuvo que hacer el equipo de Conte para adjudicarse la victoria en el nuevo feudo de sus vecinos. Fue mejor en lo que tuvo que serlo y cuando tuvo que serlo y así se tienen siempre todas las de ganar. Tan fácil pareció la victoria que ni Lanzini mostró orgullo tras su tanto a falta de segundos para echar el cierre. Los goles anteriores de Hazard y Diego Costa y el incesante empeño en desquiciar rivales de Kanté, MVP del choque, ya le habían privado de ambición al West Ham.

Ni tanteos ni historias. Una, ¡UNA!, necesitó el Chelsea para poner el 1 en su casillero. Y eso que no llegó temprano. El carterista de la Premier, N´Golo Kanté, originó una contra de precisión de cirujano que culminó Eden Hazard tras un gran pase controlando los tempos de Pedro. Los robos de Kanté en un partido de Premier se han convertido en un epiteto. Como resaltar que la hierba es verde o la nieve blanca, vamos.

La reacción en el West Ham no comparecía sobre el verde y los 'hammers' optaron por abonarse a los melones destino Andy Carroll, una alternativa recurrente pero demasiado osada como para dar resultado ante el super líder. David Luiz, Cahill e incluso Azpilicueta, visiblemente menos corpulento, secaron al ariete inglés. El 'all in' del West Ham no funcionaba. Todas las manos eran para los 'blues'.

ChelseawhLa versión del Chelsea en ataque tampoco era de fuegos artificiales, pero con el piloto automático le bastaba para que se sucediera una mínima opción de aumentar la ventaja. Y dicho y hecho por Diego Costa, que hizo el segundo con el muslo al poco de volver de los vestuarios aprovechando la empanada monumental del West Ham en un saque de esquina. Con muy poco quedaron en jaque los de Slaven Bilic y eso que el Chelsea se dejó alguna marcha sin accionar. Lógico, tampoco les hacía falta.

El encuentro pedía un empujón del West Ham, una demostración de que les fluye sangre por las venas a sus futbolistas. Una intentona de Feghouli que sacó Moses prácticamente bajo palos amagó con encender a un Olímpico bajo mínimos de euforia. Poca ilusión rebosaba una grada que al menos pudo levantarse con el tanto que maquilló en el 92' de Lanzini. Fue demasiado tarde para creer.

Los objetivos de los 'hammers' este año están en tierra de nadie aunque les queda el consuelo de haber esquivado los balazos de su pobre primer tercio de campeonato y la definitiva y controvertida marcha de Dimitri Payet. Lo del Chelsea ya no sorprende. Le viene cayendo la otra cara de la moneda desde hace mucho tiempo. Con mayor o menos esfuerzo en sus batallas, es el gran líder.

 

 

Ficha técnica:

West Ham: Randolph; Kouyate, Fonte, Reid (Byram 63'), Cresswell; Noble (Fernandes 76'), Obiang, Feghouli (Ayew 63'), Lanzini, Snodgrass; y Carroll.

Chelsea: Courtois; Azpilicueta, David Luiz, Cahill; Moses (Zouma 76'), Fabregas, Kanté, Alonso; Pedro (Matic 64'), Hazard (Willian 74'); y Diego Costa.

 

Goles: 0-1 min.25 Hazard; 0-2 min.50 Costa; 1-2 min.90+2 Lanzini.

¡Haz clic para puntuar!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Comments are closed.