Saltar al contenido

El Manchester United sobrevive al asedio del Chelsea

Ejercicio de supervivencia incontestable del Manchester United (1-1), que ha aguantado durante 98 minutos el asedio Blue. Un error de Jorginho propició el gol de Sancho pero el italiano lo arregló después de penalti. Tropiezo de un Chelsea que lleva ocho encuentros de liga sin poder ganar a los Red Devils.

Primera parte

Se antojaba apetitoso el choque en Stamford Bridge entre Chelsea y Manchester United. Un equipo en plena dinámica ascendente frente a otro equipo que todavía no ha añadido la palabra ‘dinámica’ a su diccionario. Tiempos convulsos los que se viven en el seno de los Red Devils, que llegaron a Londres presumiblemente en el ultimo partido de Michael Carrick como entrenador interino hasta el anuncio, más que cantado, de Ralf Rangnick esta semana. Con todo esto llegaban los mancunianos a suroeste de Londres. En el otro lado estaba el Chelsea, que parece no tener rival a la altura en estos momentos. Ni Leicester ni Juventus fueron capaces de hacerles morder el polvo en los últimos siete días. Ese aura de superioridad pronosticaba una goleada por parte de los Tüchel en los primeros 45 minutos, como hizo en su día el Liverpool en el Clásico inglés. Pero nada más lejos de la realidad.

El Chelsea sufrió y mucho para encontrar un camino para llegar a la meta defendida por David De Gea. Sin Havertz ni Kanté, ambos tocados, al Chelsea le cuesta más llegar. Si que es cierto que con Ziyech en el estado de forma actual, el Chelsea ha ganado un nuevo arma para su arsenal. Pero algo fallaba. Ni la entrada de Werner ni la permanente movilidad de un tanto errático Hudson-Odoi hicieron daño en la zaga Red Devil. Tan solo un disparo de Antonio Rüdiger desde fuera del área hizo que David De Gea realizara una parada de las suyas. Pero por el resto mucho movimiento en la parecela ofensiva, 70 por ciento de posesión y casi una decena de disparos que se tradujeron en mucho susto pero poca acción. Por su parte el Manchester United no inquietó lo más mínimo a un Edouard Mendy que no sabemos si permaneció en el arco o se fue al bar del estadio a por un café caliente para entrar en calor.

Segunda parte

Lo que pasa es que el fútbol, como la vida, es muy caprichoso. Puedes estar intentando algo por todos los medios y no salirte nada del derechas o puedes ir por la calle y encontrar el boleto ganador de la lotería. Eso mismo fue lo que le ocurrió al Manchester United. Tras sobrevivir a un asedio de manual, en el minuto 50 dio con su suerte. Falta botada por el Chelsea que despeja la zaga. El balón le cae llovido a Bruno Fernandes, que la pega según le llega. La trayectoria del esférico va en dirección a Jorginho, que en un intento por controlarla la deja muerta para un Jadon Sancho que viene en carrera. Cabalgada junto a Marcus Rashford y gol del joven extremo inglés que marca en la misma semana su primer gol en Champions y hoy su primer gol en Premier con los Red Devils tras un comienzo de curso algo más que discreto.

Por fortuna para Jorginho y el resto del contingente Blue, la suerte cayó de su lado minutos después gracias a un penalti torpe cometido por Wan-Bissaka sobre Thiago Silva que transformó el italiano desde los 11 metros. Tras esto volvió el monólogo Blue pero el resultado no se volvió a mover más. Un tropiezo que para unos sabe a victoria y para otros a derrota a las puertas de un mes de diciembre en el cual se disputan hasta nueve partidos entre Champions, Premier y Copas. Comienza el carrusel de diciembre.

FICHA TÉCNICA

Chelsea: Mendy; Chalobah, Thiago Silva, Rüdiger; James, Jorginho, Loftus-Cheek, Alonso (Mount, min 78); Ziyech, Hudson-Odoi (Pulisic, min 78), Werner (Lukaku, min 80).

Manchester United: De Gea; Wan-Bissaka, Bailly, Lindelöf, Telles; Matić, McTominay, Fred, Fernandes (Van de Beek, min 89); Rashford (Lingard, min 77), Sancho (Ronaldo, min 64).

Goles: Jorginho (pen, min 69) / Sancho (min 50).

Colegiado: Anthony Taylor.

Estadio: Stamford Bridge (Londres).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.